Preguntas mas frecuentes que debemos dejar claro en cada consulta…

¿Podría ser…?

En la actualidad los pacientes son mucho más proactivos con respecto a su salud y suelen usar Internet para buscar información acerca de sus síntomas. Por eso no es raro que un paciente se acerque a la consulta con sospechas de tener una determinada enfermedad.

En estas circunstancias el doctor debe hacer hincapié en los riesgos del autodiagnóstico y en cómo hay que coger con pinzas la información que se encuentra en Internet. Incluso podría recomendarle algunas fuentes de información fiables.

¿Es grave?

Normalmente esto es lo primero que pregunta el paciente cuando el médico emite su diagnóstico. La mayoría de los expertos coinciden en que es mejor ser sincero con el paciente, aunque haya que darle malas noticias (o especialmente en ese caso).

¿Me curaré? ¿Cuando?

Todos los pacientes que acuden a la consulta lo hacen porque creen que algo va mal con su salud. Por tanto su gran preocupación es saber si van a curarse y cuánto tiempo pueden tardar en recuperarse por completo. Es importante dejar claro que cada paciente es un mundo y que el éxito de un tratamiento o el tiempo de curación varían de persona a persona.

¿El tratamiento tiene efectos secundarios?

Una de las inquietudes más habituales de las personas a las que se les receta cualquier tratamiento son los posibles efectos secundarios del mismo. Aquí conviene hablar sinceramente sobre los posibles efectos secundarios de la terapia, pero siempre de forma tranquilizadora.

¿Qué pasa si el tratamiento no funciona?

Es otra duda común. Los pacientes casi siempre quieren saber qué alternativas existen al tratamiento que se les ha prescrito en primera instancia. Esta es una duda que conviene resolver incluso cuando el paciente no lo pregunte directamente ya que siempre es tranquilizante

Siempre es bueno que los pacientes pregunten a sus doctores y que estos estén dispuestos a contestar a todo. Más ahora sabiendo que con la irrupción de las nuevas tecnologías muchos pacientes están usando al Dr. Google para dar respuesta a sus dudas más controvertidas.